Consejos para servir pescado en una cena3 min de lectura

0

Servir pescado en una cena es una excelente manera de sorprender gratamente a nuestros invitados. No solo da una impresión muy agradable, sino que eleva la barra en cuanto a buen gusto, sabores y aromas.

Sin embargo, hay errores que pueden dañar tus esfuerzos por destacarte con los productos del mar en la mesa.

El pescado tiene unas normas básicas de etiqueta y preparación que incluyen desde el orden en el que lo debes servir hasta la forma de cocinarlo, cómo presentarlo, con qué acompañarlo y cómo comerlo. Sigue estos consejos.

servir pescado en una cena

Conserva adecuadamente

El pescado es un alimento que amerita mucho cuidado para garantizar su frescura. Debe oler a mar y sus agallas deben lucir rojas y brillantes. Lo ideal para una cena especial con invitados es prepararlo el mismo día en que se compra.

Para conservarlo apropiadamente y prepararlo para la noche, colócalo en la parte más fría de la nevera. Si lo vas a congelar, nunca lo hagas sin antes sacarle las vísceras y vigila que el congelador funcione excelente, para que lo enfríe rápidamente.

No le quites la piel

No retires la piel del pescado al momento de congelarlo y cocinarlo. Esto aplica también para el salmón. Esto permite que se intensifiquen los jugos, los sabores y le añade una textura crocante que luce muy bien al emplatar.

Ten en cuenta la forma de preparar el pescado, ya que no todos soportan bien todo tipo de cocción. Cada clase de pescado tiene su técnica, especias que le van mejor y los acompañantes. Fíjate bien en las recomendaciones de cada receta.

pescado antes que la carne

Sirve antes que la carne

Uno de los errores más frecuentes es servir el pescado después de un plato de carne roja. Las reglas de etiqueta establecen que debe colocarse antes para que el sabor más fuerte de las carnes no aplaque el delicado gusto del pez.

Otro error es no colocar en la mesa los cubiertos indicados para comer pescado. Usar el tenedor y el cuchillo que no va con ellos es una falta de etiqueta. Esta cubertería se coloca en la parte más externa de los otros cubiertos dispuestos para la cena.  

Extrae los huesos más grandes

A la hora de colocar el pescado en la mesa, es importante que lo hayas desprovisto muy bien de las escamas, las espinas sobresalientes de aletas y de lados, y claro, de los huesos más grandes e incómodos.

Trata de dejar la mayor cantidad de carne, a menos que se trate de una especie que sea más complicada de limpiar por completo.

vino blanco con pescado

Acompaña con vino blanco

Comer pescado junto con vino tinto suele ser un golpe de mal gusto. Este es uno de los errores más frecuentes ya que afecta la degustación de la carne blanca.

De preferencia, usa vinos blancos jóvenes de calidad que combinen con la frescura de una buena pieza de pescado.

No abras la langosta

Si vas a servir un plato de langostas, las normas de etiqueta establecen que cada comensal debe recibir su pieza sin abrir, junto con los alicates especiales para ello. No cortes el crustáceo previamente para facilitar las cosas, porque puede ser mal visto.

No intimides a tus invitados diciéndoles que pueden comerlas con cubiertos, ya que cada quien puede degustarla a su antojo, incluso comiendo con los dedos, que es lo verdaderamente fascinante y exquisito.

ceviche

Otros consejos son:

  • El caviar luce muy bien sobre canapés pequeños de mantequilla o en tazones con cuchara de cerámica.
  • Acompaña el pescado crudo (ceviche), los calamares y el salmón con rodajas de limón o naranja.
  • Coloca sobre un plato que no sea del mismo color del pescado. La idea es crear contraste visual.

Esperamos que estas recomendaciones te animen a preparar todo para esa cena formal que tienes en mente.

Share.

About Author

Comments are closed.

0 0 0 0

¿QUIERE MEJORAR SU FORMA DE VESTIR?

¡SUSCRÍBASE!

Su información nunca va ser compartida a terceros.

GRACIAS, PRONTO ESTARÁ RECIBIENDO EN SU CORREO CONTENIDO SOBRE EL ESTILO MASCULINO