¿Qué puedes regalarle a un cliente? 3 consejos para gratificar y dejar tu huella4 min de lectura

0

Para mantener a tus clientes entusiasmados, gratificarlos y reforzar la imagen positiva que tienen de ti, un recurso muy útil es tener alguna atención con ellos mediante un regalo. Aunque tus intenciones pueden ser buenas y el gesto se dice fácil, lo cierto es que a veces muchos emprendedores y empresarios desconocen qué se le puede regalar a un cliente.

Para que no te lleves sorpresas desagradables o que tu regalo no capte la atención como esperabas, sigue estos tres consejos para que dejes una huella importante en la memoria de quienes recibirán tu obsequio.

Tomaremos algunas recomendaciones basadas en la psicología asociada a los negocios y ventas y el poder de los regalos para el crecimiento de tu imagen personal y la fidelidad hacia tu empresa.

Revisa bien antes de comprar

Cuando se acercan las temporadas festivas como la Navidad, Año Nuevo o un aniversario especial relacionado con nuestra actividad laboral solemos estresarnos un poco por el tema de qué regalar a nuestros clientes. Esto puede convertirse en todo un reto para una empresa, a fin de acertar sin gastar demasiado presupuesto.

Antes de sentarte a escoger qué regalos darás, ten en cuenta estos pasos que seleccionamos del neuromarketing:

  • Fíjate bien a quiénes irán dirigidos tus regalos y busca ser el primero. Adelántate a tu competencia.
  • Verifica qué les obsequiaste en años anteriores para no repetir.
  • Selecciona a la persona indicada para escoger los regalos si tú mismo no te puedes ocupar de ello.
  • No decidas por el costo en detrimento de la calidad.
  • Preferiblemente, personaliza tus regalos y deja claro que tú lo estás enviando.

¿Sabías que los regalos asociados a tu empresa pueden elevar un 35% la fidelidad de clientes y socios hacia tu marca? Como ves, no solo se trata de agradecimiento y reconocimiento hacia otros, sino también del retorno de largo aliento de tu inversión. 

qué regalarle a un cliente

Bueno, bonito y… útil

Una opción muy acertada son los regalos promocionales y útiles, que pueden ser usados por tus clientes todos los días.

Estamos hablando de bolígrafos, memorias USB, calendarios, organizadores de escritorio, accesorios para el smartphone, llaveros con luz LED, tazas, lámparas, bases para calentar el café, mochilas para laptop, audífonos inalámbricos y cosas así.

Este tipo de regalos puedes comprarlos con descuento al mayoreo y lo mejor es que atrapan la atención porque aumentan la interacción constante del cliente y tu empresa. La cuestión aquí es que sean regalos buenos, bonitos y con una vida útil lo más extensa posible.

Así que debes dejar a un lado la tacañería y escoger aquellos de buena calidad y durabilidad. No querrás que tu nombre termine rápido en el cesto de la basura por escoger solo regalos demasiado baratos, pasivos o de pobre fabricación.

Que hablen de ti

Para los clientes que son muy especiales, no dudes en regalarles productos personalizados con sus nombres impresos o grabados. Esto le dará mayor identidad a tu producto y hará que tu cliente te perciba de manera más cercana y tome decisiones futuras tomándote en cuenta.

Esto es parte de la ley de reciprocidad. Básicamente, alguien se muestra más dispuesto hacia una persona o marca si ha sido beneficiada previamente con detalles o regalos valiosos y útiles. Esto no quiere decir que debas gastar toda una fortuna, pero sí que consideres mejor tus opciones antes de simplemente salir a comprar o dedicar un presupuesto alto. 

Es importante que cada regalo traiga las “coordenadas” para que tu cliente te localice con facilidad y te contacte por distintas vías. En las plumas, cajas de herramientas, vinos, botelleros de lujo o estuches de regalo, además del nombre del cliente, no te olvides de colocar alguna referencia sobre tu página web, número telefónico, logo u otros datos.

¿Y qué hay de los regalos no materiales? También son otra opción. Ellos incluyen los bonos de descuento, alguna experiencia de capacitación o formación, un tratamiento de spa, unos boletos para una función especial de cine o teatro o los descuentos por compra. 

En estos casos es importante que el regalo se vincule de alguna manera con la actividad que realizas, para que no haya confusión de parte de tu cliente y no se afecte el esperado efecto de reciprocidad.

Share.

About Author

There are no comments

Únete a la conversación

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

0 0 0 0

¿QUIERE MEJORAR SU FORMA DE VESTIR?

¡SUSCRÍBASE!

Su información nunca va ser compartida a terceros.

GRACIAS, PRONTO ESTARÁ RECIBIENDO EN SU CORREO CONTENIDO SOBRE EL ESTILO MASCULINO